domingo, 6 de marzo de 2011

LOCAMENTE TUYA DE RACHEL GIBSON


ARGUEMENTO:


Después de diez años, la joven Delaney Shaw regresa momentáneamente a Truly, su pueblo natal, en Idaho. Su idea es pasar allí el tiempo justo para hacer acto de presencia en el funeral de su padrastro, Henry Shaw, leer el testamento y rellenar el depósito de gasolina de su coche para marchar de allí lo antes posible. Ni siquiera el dolor de su madre, ni el tentador recuerdo de un antiguo romance inacabado con el hijo bastardo de Henry, el canalla y atractivo Nick Allegrezza, son motivos suficientes para permanecer allí por más tiempo


OPINIÓN PERSONAL:

Por fin me leí el único libro de esta autora publicados en Español que tenía sin leer. El argumento nunca me llamó mucho la atención eso que todos sus libros menos uno, me gustaron mucho. Con este tengo algunas dudas.

Delaney vuelve a Truly para el funeral de su padrastro después de diez años errantes disfrutando de la vida con absoluta libertad. De pequeña siempre se sintió controlada y manejada por Henry, su padrastro, y su madre. Tenía que ser la niña perfecta, conducta intachable, ropa adecuada... Su único problema era Nick, el hijo bastardo de Henry que siempre fue rechazado por este y que se dedicaba a hacer de la vida de Delaney un infierno.

Una noche Henry los descubre en una situación bastante comprometida y Delaney pensando que Nick sólo la había utilizado para vengarse de su padre, no tarda en escapar del control de su familia.

Ahora diez años después el testamento de Henry la atrapa durante un año en ese pueblo que detesta, con una madre que aún la quiere controlar y Nick que la siga amargando.

Nick siempre detestó a su padre que lo rechazó públicamente hasta poco antes de su muerte. Vio como Delaney llegaba y se hacía con los mimos de Henry, con la ropa buena, la mansión y todo lo que debería pertenecer le a él. Por eso desde que llega siendo una niña le hace la vida imposible... Por eso y porque ya desde niña le hace sentir cosas inexplicables, como pincharle las ruedas de la bicicleta para luego poder acompañarla a casa...

Las cosas no han cambiado en diez años, Delaney sigue perdiendo la cabeza por Nick y este sigue sintiendo cosas en las que prefiere no indagar.

El libro se lee bien y rápido, pero para mi carece de sentido. Para empezar los dos se olvidan rápidamente de las condiciones del absurdo testamento. Ella que parece una chica fuerte cae rendida en cuanto él la toca pese a que sus palabras disten mucho de ser amables. Él se excusa siempre en que ella tiene la culpa de todo simplemente por existir, excusa sus palabras hirientes y malos modos , no deja de irse con cualquiera y la trata como le da la gana... Y ella se lo permite.

Resumiendo, sus personajes no terminaron de gustarme, no puedo decir que sea un mal libro porque para pasar el rato no está nada mal, pero es de los más flojos de esta autora.

Mi valoración: 6

7 comentarios:

Juanjo dijo...

Anita, antes que nada, me vuelvo a quitar el sombrero. Eres impresionante de todas, todas.

Bueno pues nada más leer el título, ha sido como una especia de intuición, y me he imaginado a la historia como la has reseñado.

Puede que la historia esté bien narrada, puede que se encuentren matices que la hagan interesante, pero con esos personajes... Esta claro que sin haberlo leído, cometo el error de aborrecer el libro. Me ha parecido personajes hechos con las leyendas urbanas que circulan por esta sociedad vacía, que sí a las mujeres hay que tratarlas mal para que te quieran, que si la tratas bien, no te hace caso, que si un tío cabrón siempre tiene éxito aunque sea más feo que pegarle a un padre... Mientras leía la reseña he visto todas esas cosas cumplirse una detrás de otra.

Creo que no podría terminar una novela con semejantes personajes, eso de pincharle las ruedas de la bicicleta para acompañarla a casa en vez de simplemente, pedirle permiso para hacerlo. Una chica que a pesar de ese trato ¿vejatorio? cae rendida a sus brazos una y otra vez, aparece a mis ojos carente de personalidad y esa gente me pone enfermo realmente.

Imagino que el 6 será porque la trama contiene algún elemento que mantenga el interés, puesto que con semejante comportamiento, creo ue has sido magnánima con la nota. La señora Gibson, en esta historia, ha metido a sus hijos bastardos, como si el papel de Nick no fuese sino el reflejo de su propia intención.

Gracias de nuevo por el conocimiento de otra historia, preciosa. Esta no puedo decir que me llame la atención, pero todo lo que sea conocimiento, bienvenido sea. ^_^.

Besitos grandes para ti y una propicia semana que se dispone a comenzar.

Ana dijo...

Hola Juanjo
Tal vez me he pasado de dura con la novela jaja, la historia engancha, las cosas como son, pero es que hay ciertas situaciones y comportamientos que a mi me hacen rechinar los dientes.
Nick es el típico malo malote que cuando siente algo por una niña le tira de las trenzas. está obsesionada con Delaney desde que la ve por primera vez con diez años, y por eso a veces lleha hasta odiarla, porque no quire sentir lo que siente. No lo justifico, de hecho no me gusta, pero entiendo lo que la autora quiere dar a entender con comportamientos de ese tipo.
y por otra parte es una novela simpática con personajes que te hacen reír, como las clientas de la peluquería que Delaney abre en el pueblo.
En general no es mal libro, pero hay cosas que no soporto, y por eso le he puesto esa nota.

Gracias por pasarte, un beso

Dama Blanca dijo...

Teniendo en cuenta que Jane juega y gana no me gustó tanto como me había imaginado, y que todavía tengo otro de esta autora por leer... mejor paso ^.^
Besitos!

Ana dijo...

¡CALLA LOCA!! ¿Como puedes decir eso de Jane? Si es un libro fantástico... ains, es para matarte jajaj Mejor no te leas este entonces, aunque hay otro de esta autora que se parece a la SEP que seguro que te gustaría
Un beso nena

Dama Blanca dijo...

Jo, ahora me siento como si hubiera dicho una blasfemia del tamaño de una catedral jaja. Yo tengo el de Enredos y otros líos, es ese el que dices?
Besitos!

Ana dijo...

jajaj Es que lo has hecho, eso es sacrilegio en la novela romántica! Derechita al infierno!
Pues enredos y otros líos me gustó mucho, no es que deje marca, pero te ríes y pasas un buen rato, además es bastante corto, esa es la pega la verdad.
Así que anímate con ese y ya te dejaré el que se parece a la SEP jajaj
un beso

Bona Caballero dijo...

Es contemporánea, es divertida y es sexy, como propio de Rachel Gibson. Cuando conseguí conectar con ella, me entretuvo bastante. Pero toda la parte que yo llamo "vasco de Idaho" me parecía ridícula y me sacaba de la novela. No es la novela de Rachel Gibson que yo recomendaría a quien no conozca a esta autora. Yo sugeriría empezar con Jane juega y gana.