sábado, 30 de marzo de 2013

Hacerse Querer de Lavyrle Spencer


FICHA DEL LIBRO:

  • Autor:Lavyrle Spencer
  • Editorial:Emecé
  • Género:Romance histórico
  • Formato:Grande, rústica
  • Fecha:1993


SINOPSIS:

En el siglo pasado, los hombres emprendedores se aventuraban solos en el lejano territorio de Minnesota, en el noroeste de los Estados Unidos. Así se hizo necesaria la costumbre de mandar a pedir esposas sin conocerlas previamente. Ansiosa por escapar a la humillación de su sórdida existencia en Boston, Anna acepta convertirse en novia por correspondencia de Karl, un adinerado granjero. Él esperaba una muchacha de veinticinco años, hábil cocinera, experta ama de casa, dispuesta al trabajo rural y... virgen. Generoso por naturaleza, Karl deberá perdonar a Anna todas sus mentiras. Pero hay un secreto que ella aún le oculta a fin de preservar el amor incipiente...


OPINIÓN PERSONAL:


Después de años y años detrás de este libro, por fin he podido leerlo, no me extraña que sea un libro tan buscado y por supuesto, tan difícil de conseguir porque es una historia preciosa como pocas, aunque de esta autora ya no me sorprende porque escribe como nadie , no deja indiferente independientemente de que el libro te guste más o menos.

Anna es una joven de diecisiete años que junto a su hermano James de trece, llega a Minnesota para casarse con Karl, un sueco de veinticinco años que buscó esposa mediante un anuncio al que Anna contestó desde Boston. Pero Anna mintió en todas sus cartas para convencer a Karl de que era la novia que estaba buscando, la desesperación y el hambre hacen que esté dispuesta a todo por salir de Boston y la miseria con la que siempre convivió , y sobre todo para poder darle a James una buena vida.

Karl es un sueco que llegó a Minessota con muchas esperanzas de tierra y buena vida esperando que más suecos se unieran a la aventura americana, pero después de dos años de soledad y sin que aparezcan más compatriotas por ese territorio, decide que necesita una esposa con la que pueda compartir todo lo que tiene y de lo que está tan orgulloso, tiene muchos planes y muchas esperanzas, es un hombre íntegro y generoso que echa de menos sus costumbres, su familia y su país y que está dispuesto a darle todo a la mujer con la que se case.

Por las cartas que le escribió a su Anna, espera a una joven de veinticinco años que sabe leer y escribir, ducha en las tareas del hogar y virgen.

Pero cuando Anna aparece ve que es mucho más joven de lo que decía ser, que es irlandesa, que no sabe escribir ni leer, ni sabe que hacer con las tareas del hogar y que además viene con un hermano del que nunca habló.

Las cosas empiezan rematadamente mal para los dos, karl se siente profundamente engañado, esperaba algo parecido a una sueca con sus maneras robustas y trenzas, pero aunque Anna no tiene nada que ver, es una chica muy bonita y agradable sino fuera por todas las mentiras que le contó y que presagian un mal comienzo ya que no soporta las mentiras. Aún así Karl no se ve con ánimo de rechazarla, está dispuesto a aprenderle todo lo que haga falta, lo mismo que a James que aunque no lo esperaba, siempre será una buena ayuda en las tareas de la granja y a la larga , un buen compañero.

Los tres llegan a la granja que karl se ha construido aunque la cabaña de madera que será su casa sólo es un proyecto, mientras vivirán en la casucha de adobe que sólo cuenta con una habitación, lo que será un poco incómodo cuando eres un recién casado. Poco a poco va surgiendo una camadería muy buena entre Karl y James , una relación que se va pareciendo cada vez más a la de un padre y un hijo, los dos se sienten encantados el uno con el otro. James es un chico que nunca tuvo una figura paterna y que sólo contaba con Anna, aprende todo lo que le dice karl con una alegría y un entusiasmo que agradan a Karl. En cuanto a Anna y su marido, las cosas empiezan poco a poco, Anna no sabe como hacer de comer, no le gustan las tareas del hogar, prefiere el trabajo al aire libre pero está dispuesta a lo que sea para que Karl no se arrepienta de haberse casado con ella, se van conociendo y gustando, de una manera muy tierna, con muchas dudas y titubeos, los dos van encajando y formando una relación estupenda, pero Anna aún guarda un secreto que puede desbaratar el matrimonio tan bonito que parece haber conseguido.

Karl es una persona decente, trabajador y con muchos sueños en su cabeza, que busca la tranquilidad y el amor con una buena mujer, un hombre generoso en todos los aspectos aunque con unas convicciones morales tan rectas que le costará asimilar algunas cosas, en cuanto Anna, es apenas una muchacha que ha llevado una vida dura en un ambiente de decadencia y miseria que miente para poder salir de allí, es aún un poco niña en algunos aspectos pero es una chica dispuesta a cumplir su parte y demostrarle al bueno de Karl que puede ser una buena esposa.

Es una historia maravillosa, tierna y con muchos sentimientos a flor de piel como sólo Lavyrle Spencer sabe hacer, son personajes muy humanos con sus defectos y sus virtudes, sus dudas, inseguridades y sus errores. Un libro que que deja huella sin duda y que vale la pena buscar lleve el tiempo que lleve.

Muy bueno.

7 comentarios:

Juanjo dijo...

Hacía tiempo que no te leía una reseña tan entusiasmada y entusiasta como esta, Anita. Tras leerla se aprecia perfectamente lo mucho que te ha gustado el libro.

Habrá que ponerse manos a la obra pues si no se hacen mal las cuentas, el libro tiene ya 20 años, posiblemente más si tenemos en cuenta que es un libro extranjero.

A mí el amor que se inicia por interés, aunque finalmente explosione y acabe siendo intenso, me parece débil, pero obviamente, un flechazo mutuo es muy complicado también. Lo que más me ha llamado la atención de tu reseña es el ambiente, y es que la zona rural le da una pincelada de la magia que la cuidad y el avance nos ha robado. Y también juega a su favor la ternura que se desprende de la relación entre Karl y James sobre todo aunque no dudo que Anna brindar momentos capaz de enternecer a las piedras.

Se han quedado unas ganas enormes de leerlo. A ver si se pudiera encontrar en digital aunque sea, porque pinta muy bien.

Un besito hadita preciosa. Y gracias por tu empeño de seguir mostrando historias de ensueño.

Ana dijo...

Hola Juanjo

Bueno el libro es muy viejo y muy complicado de conseguir y también uno de los mejores de la autora aunque los tiene igual de buenos.
Lo bueno del libro es que son personas muy humanas, tienen unos sentimientos, pensamientos e ilusiones como las tendría cualquier persona. Karl es un hombre estupendo, pero se siente solo por eso busca esposa por correspondencia, algo bastante común en aquella época en zonas bastante despobladas de Estados unidos, y cuando llega Anna se van conociendo poco a poco, es todo muy tierno y emocionante pero también se encuentran con problemas y con la tener que habituarse el uno al otro, te lo recomiendo, creo que te gustaría.

un beso

Allegra García dijo...

No he leido este libro de la autora, pero sí otros y guardo un buen recuerdo. De ella me gusta sobre todo que sabe muy bien dibujar los personajes, recrear los ambientes y, sobre todo, construir historias sin necesidad de meter tramas secundarias. Recomiendo a la autora, sea cual sea el libro de que hablemos :) ¡Saludos!

Ana dijo...

Hola Allegra

Desde luego es una autora que nadie debe perderse, mi libro favorito de ella es Maravilla, pero en general es una autora fantástica con una manera de escribir impecable y muy suya que engancha. Un beso

Estela dijo...

¡¡EX-CE-LEN-TE!!
Uno de mis preferidos...
Leerlo es una delicia de principio a fin.

Ana dijo...

Cierto Estela, un beso

Celeste c dijo...

Hola Ana acabo de descubrir tu blog y me ha gustado mucho.. de esta autora solo leí Otoño en el corazón y quede fascinada una historia de amor tan dulce y romántica... Tendré en cuenta esta también :)